Una Lección Breve Sobre la Leche y el Gelato

Antes de sumergirte en el contenido de este artículo, prepárate un vaso de leche y unas buenas galletas, o quizás una copa de tu gelato favorito, ya que esta es una lección breve sobre todos los aspectos de la leche.

Existen diferentes tipos de leche y productos derivados de la leche. Sin embargo, es importante entender las diferencias y valores nutritivos entre cada una.

Leche Entera: Altamente rica en proteínas, carbohidratos, y grasa. No ha sido modificada en su contenido nutricional. Normalmente contiene más del 3,0% de grasa. Ideal para las personas que desean aprovechar todos los nutrientes originales de la leche.

Leche Semidescremada: Una leche con 50% menos grasa que la leche entera. Ideal para evitar el incremento de peso.

Leche Descremada: Se le retira más del 90% de grasa extendiendo su vida útil. Ideal para las personas con una dieta baja en grasa y calorías.

Leche Deslactosada: Ideal para las personas que no toleran la lactosa (el azúcar de la leche). Se modifica con la adición previa de lactasa, enzima que permite absorber adecuadamente los nutrientes de la leche.

Leche Descremada y Deslactosada: Una leche ideal para las personas que desean cuidar el consumo de grasa y calorías y no digieren fácilmente la leche.

Leche Condensada: Se evapora parcialmente para extraer la mitad del contenido de agua. Luego se le añade azúcar hasta obtener una consistencia y sabor adecuado. Produce un sabor dulce y una larga vida útil sin necesidad de refrigerar. Ideal para postres como el tres leches y el flan.

Leche Evaporada: Se evapora reduciendo el contenido de agua a la mitad, pero al contrario de la leche condensada, no se le agrega azúcar. Ideal como crema para café, y en la elaboración de varios cocteles, malteados, y cremas de verduras.

Leche Pasteurizada: Se calienta para destruir cualquier bacteria potencialmente dañina. El proceso alarga el tiempo de caducidad.

Leche Enriquecida: Contiene vitaminas adicionales. Ideal para apoyar el crecimiento y desarrollo de los niños.

Leche de Soya: Se elabora con semillas de soya que han sido remojadas, molidas y filtradas. Es más fácil de digerir, contiene menos grasas saturadas que la leche entera y es una buena fuente de proteína. Ideal para las personas con una dieta vegetariana estricta.

 

La Función de la Leche en la Producción del Gelato:

Le leche es compuesta de grasa láctea (grasa butírica), extracto seco magro láctea y agua. Tanto la grasa láctea como el extracto seco magro láctea contribuyen al sabor del gelato. Cualquier experto en gelato diría que la grasa butírica tiene mucho que ver con la cremosidad del gelato – mientras que el extracto seco magro lácteo (proteína láctea) afecta indirectamente el sabor, ya que produce una textura suave y voluminosa. El contenido de agua en la leche es bastante pura y funciona para dispersar los ingredientes en cualquier mezcla, mientras la lactosa (el azúcar de la leche) le da un sabor dulce al gelato.

Los Beneficios de la Leche

Varios estudios han demostrado que el consumo de leche provee numerosos beneficios: la leche y productos lácteos proporcionan calcio, fósforo, magnesio y proteína – todos esenciales en el desarrollo y salud de los huesos. Otros estudios sugieren que consumir dos porciones de leche al día ayuda a reducir la presión sanguínea y reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares.

Le leche contiene una variedad de vitaminas:

  • Vitamina A – favorece la buena visión y es requerido para la formación de los tejidos del cuerpo.
  • Vitamina D – tiene un papel importante en la absorción del calcio y fósforo, esenciales para tener huesos y dientes saludables.
  • Vitamina E – ayuda a prevenir el daño a la piel.
  • Vitamina B12 – requerido para mantener sanas neuronas, glóbulos sanguíneos y en la producción de energía.

Así que sigue sumergiendo esas galletas en tu vasito de leche porque aparte de ser buena para nuestros cuerpos, es necesaria para un delicioso y memorable gelato.